"El Hombre es síntesis del Universo, el Planeta es síntesis del Universo. Entre el Hombre y La Tierra hay el abrazo profundo, el cordón umbilical irrompible que puede haber entre el niño y la madre cuando el niño está en el claustro materno.

Si el cordón se rompe, el niño muere y la propia madre está también en peligro."

Félix Rodriguez de la Fuente

miércoles, 11 de marzo de 2009

LOS ABUELOS DE GERENA (III): EL OLIVO DEL CARDAL...




El Olivo del Cardal, es casi con total seguridad, el árbol más anciano de nuestro pueblo. Situado en "El Cardal", nombre que recibe la suerte de tierras donde se encuentra, y de las que son propietarios la familia Gutierrez, este milenario olivo de la variedad Gordal fue injertado, no se sabe por qué manos, sobre un bravío acebuche. En su tronco hueco, de más de diez metros de perímetro de peana, anida una indomable higuera que, año trás año, rebrota en primavera. Este tronco hueco también ha sido utilizado como puesto para la caza de la perdiz con reclamo, dada su impresionante envergadura.

El Olivo del Cardal figura en el libro "Olivos monumentales de España", que fue editado por la Universidad de Cordoba en colaboración con la Consejería de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucia en el año 2004.

Según técnicos de la Universidad de Cordoba, es dificil precisar la edad de este olivo, aunque se le podría atribuir una edad cercana a los 1000-1500 años, seguramente en el tiempo en que el Imperio Romano convirtió el Aljarafe sevillano en una de las principales zonas productoras y exportadoras de aceite.

Sin duda toda una joya, testigo vivo de nuestro pasado, que muchos gerenenses probablemente desconozcan, y de la que podemos sentirnos orgullosos porque sigue ahí, gracias al mimo y al respeto de que ha sido objeto por parte de sus propietarios a través de los siglos.
Un saludo...












































http://gerenaverde.blogspot.com/


2 comentarios:

baobab dijo...

Guau! Este es el superabuelo! Vaya olivo bonito. La verdad es que han tenido que ser muchas las generaciones de propietarios que lo han respetado. Debe de tener algo especial cuando todos tomaron la decisión de conservarlo. Espero que siga cumpliendo años...

Saludos!

a galopar dijo...

El arbol es verdaderamente hermoso y tu labor divulgativa también lo es. Vuestra labor, la de los bloggeros de Gerena, es sintomática de una gran salud cultural y cívica. Os admiro sinceramente.