"El Hombre es síntesis del Universo, el Planeta es síntesis del Universo. Entre el Hombre y La Tierra hay el abrazo profundo, el cordón umbilical irrompible que puede haber entre el niño y la madre cuando el niño está en el claustro materno.

Si el cordón se rompe, el niño muere y la propia madre está también en peligro."

Félix Rodriguez de la Fuente

jueves, 20 de septiembre de 2012

EL PICUDO ROJO DEVORADOR DE PALMERAS LLEGA A GERENA...





El picudo rojo (Rhynchophorus ferrugineus), la plaga más preocupante actualmente en las palmeras de España ya ha llegado a Gerena. Después de arrasar con centenares de palmeras en Sevilla capital y sobre todo en el Aljarafe sevillano, este coleóptero ya se encuentra presente en nuestro pueblo, donde ha afectado de momento a varias palmeras en la Urbanización "Los Zarzalejos". 


Ejemplar adulto y larva


El picudo rojo (Rhynchophorus ferrugineus) es una especie de coleóptero curculionoideo, de la familia curculionidae, originario del Asia tropical. Es un gorgojo de gran tamaño, entre dos y cinco centímetros. Su color rojizo ferruginoso lo hace inconfundible. La larva perfora galerías de más de un metro de longitud en los troncos. Sus plantas hospedantes son el Cocos nucifera (cocotero) y otras palmeras, en especial Elaeis guineensis (palmera del aceite) y el género Phoenix, entre ellas Phoenix canariensis (palmera canaria) y Phoenix dactylifera (palmera datilera), ambas especies presentes en nuestro pueblo, aunque en mayor número la primera. No se detecta en el resto de palmeras habitualesEl picudo rojo se ha extendido de forma preocupante a numerosos países, de África, Europa y América, ajenos a su área de distribución natural debido al transporte antrópico.


La plaga se ha extendido ya por todo el mediterráneo

Los daños ocasionados son tan graves que acaban con la muerte de la palmera


La plaga apareció por vez primera en 1994, en España, en Almuñécar. Tanto aquella vez como en las posteriores introducciones en diversos puntos de Andalucía oriental, Murcia y la Comunidad Valenciana, ha llegado a través de palmeras infectadas procedentes de Egipto u otros países del norte de África. La especie es originaria del sureste asiático.

En 2005, la plaga se detectó en el palmeral de Elche, considerado el mayor palmeral de Europa. En las islas Canarias amenaza a la Phoenix canariensis (palmera canaria), joya del archipiélago que podría verse en peligro si la plaga sigue avanzando.

En verano de 2011 la plaga afectó a la ciudad de Jerez de la Frontera afectando a más de 200 palmeras; la Junta de Andalucía colaboró con la ciudad para buscar medidas urgentes contra este insecto.


CICLO BIOLÓGICO

Tras la fecundación, la hembra adulta es capaz de depositar entre 300 y 500 huevos de forma aislada, a través de orificios producidos por ellas mismas en la búsqueda de alimento o bien aprovechando las hendiduras o heridas de la propia palmera. Las larvas no tienen patas y son de color amarillo marfil con la cabeza rojiza (5 centímetros en su máximo crecimiento) provista de poderosas mandíbulas con las que excavan galerías desde las axilas de las hojas hasta la corona, en cuyo interior se alimentan vorazmente. Después de alcanzar el estadio final, la larva se envuelve en un capullo que construye con fibras de la propia palmera, donde se convierte en pupa para completar su reorganización física y convertirse, tras el proceso de metamorfosis en un insecto adulto. Este proceso puede tardar de menos de una semana a varias semanas, dependiendo de las condiciones medioambientales.



El insecto adulto se desplaza caminando y volando, siendo capaz de alcanzar largas distancias. No obstante, permanecerá en la palmera inicialmente atacada si todavía dispone de material vegetal para su alimentación. En caso contrario, y atraídos por los olores que desprenden las palmeras con heridas, colonizarán ejemplares no infestados. De esta manera comenzara un nuevo ciclo biológico.


SÍNTOMAS



La larva penetra por el capitel directamente al tronco, labrando galerías de hasta más de 1 metro de longitud.

Las galerías parten de la corona y se ramifican en el interior del tronco.

Las hojas centrales amarillean y se marchitan, de forma que en pocas semanas, la práctica totalidad de la corona se ve afectada originando la muerte de la palmera.

Si las galerías dañan la yema apical, la palmera muere.

Los síntomas se manifiestan con retorcimientos de las hojas más externas sobre el nervio central que adquieren un color pajizo o se caen.

Los daños causados por las larvas son visibles muy tarde, y cuando los primeros síntomas de infestación aparecen, son tan graves que resultan generalmente en la muerte de la palmera. 

El siguiente vídeo es de nuestro paisano Joaquín Cid Leal, que actualmente vive en Sanlucar la Mayor, donde esta plaga ha causado estragos en las palmeras.






PELIGRA EL PATRIMONIO ARBÓREO DE GERENA

Dentro del patrimonio arbóreo de Gerena, tanto en espacios públicos como privados, se encuentran palmeras emblemáticas (principalmente palmeras canarias y datileras), algunas de gran porte y singularidad, que sin duda forman parte del paisaje y la historia de nuestro pueblo. Con la triste noticia de la presencia del picudo rojo en Gerena, éste patrimonio corre un grave peligro, ya que muchas de estas palmeras, algunas con más de un siglo podrían morir en sólo unos meses si no son tratadas a tiempo. ¿Se imaginan los siguientes lugares de Gerena sin sus palmeras? 


Palmeras canarias (Phoenix canariensis) en La Cantina

Palmeras canarias (Phoenix canariensis) en el C.P Miguel de Cervantes

Palmeras canarias (Phoenix canariensis) en la Plaza Fdez Velasco

Palmeras canarias (Phoenix canariensis) en Plaza Ntra Sra de los Reyes


Desde GERENA VERDE se hace un llamamiento a todos aquellos vecinos que sean propietarios de palmeras y sobre todo al Ayuntamiento de Gerena, para que, como en otros muchos municipios de nuestra geografía, se tomen medidas urgentes para la prevención y tratamiento de nuestras palmeras en la lucha contra la devastadora plaga del picudo rojo, que ya está presente en nuestro pueblo. Si no se toman medidas de forma urgente, tengan ustedes por seguro, amigos de GERENA VERDE, que el picudo rojo acabará en poco tiempo con la mayoría de estas bellísimas palmeras.

Esperemos todos los gerenenses que la crisis no sea la excusa del Ayuntamiento de Gerena para no poner en marcha de forma urgente un plan que permita salvaguardar esta parte de nuestro patrimonio arbóreo. 

Esperemos acontecimientos. 


Un saludo...



http://gerenaverde.blogspot.com/

13 comentarios:

David Muñoz del Pino dijo...

Por desgracia en Málaga hace tiempo que aparecio y provoco un desastre importante en las palmeras.

Joxian Joxean dijo...

Arratsaldeon,buenas tardes desde Euskadi.Felicidades por su web.Sí,insistan a las Autoridades,están a tiempo de salvar a las palmeras.Insistan e insistan,es prestar atención y control semanal.
Muy atte saludos.

Juaneque dijo...

Las palmeras de Gerena ya están sentenciadas. Me apuesto lo que quieran que el Ayuntamiento no moverá un dedo para salvarlas. Al tiempo.

Anónimo dijo...

Este Ayuntamiento es más malo que el veneno. Pero la alcaldesa seguro que cobra los 5000 euros de diputación y que le vayan dando a las palmeras.

Chari dijo...

Pues a mi me parece una pena que el bicho ese acabe con las palmeras de las plazas y del colegio porque son muy bonitas. El ayuntamiento debería hacer algo antes de que mueran.

Anónimo dijo...

propongo que las salvemos los vecinos. POdemos pagar el tratamiento de las palmeras a nivel personal,creo que vale unos 40 euros.No debemos esperar a que este ayuntamiento las deje morir,esta alcaldesa esta mas preocupada de cobrar de la diputacion,que de cuidar su pueblo y mucho menos del medio ambiente.La `prueba esta en el berrocal que si no fuera por el vecino kini,estaria muerto.

Anónimo dijo...

El repique de campanas ha empezado a sonar por las palmeras,desgraciadamente el ayuntamiento no hara nada.

Kini Santos dijo...

Me temo lo peor para nuestras palmeras.

Kini Santos dijo...

En la fecha que estamos el Ayuntamiento aún no ha hecho nada al respecto. Mal fin tendrán nuestras palmeras. Es una auténtica pena perder esta parte de nuestro patrimonio arbóreo.

jesus dijo...

El picudo rojo comienza a tener depredadores naturales. Las carracas se ven comer adultos de picudos; mirlos y las ratas encuentran en las larvas un bocado apetitoso.los depredadores naturales no son la panacea para acabar con la plaga,pero se al menos se observa que la propia naturaleza comienza a tomar cartas en el asunto en este grave problema
medio ambiental provocado por la mano del hombre

os dejo un interezante video

La Carraca depredador del Picudo Rojo

http://vimeo.com/38061206

Kini Santos dijo...

Hola Jesús!!

Ya tenía noticias de fotografías de carracas con picudos rojos adultos en el pico, pero ahora no tengo dudas. Este es un motivo más para acentuar las estrategias de conservación para esta bella especie. En Gerena tenemos a lo sumo dos o tres parejas y la población va cayendo en picado, a la vez que el picudo rojo se sigue extendiendo sin control. Cuando los ecosistemas están enfermos por la perdida de biodiversidad, las plagas lo tienen más fácil para extenderse.

Un saludo...

Anónimo dijo...

Menos mal! A día de hoy, 15 de Febrero el Ayuntamiento ha contratado a una empresa para que la semana que viene empiecen a tratar las palmeras de Gerena.

Saludos.

María Alonso dijo...

y si fumigamos o mediante endoterapias envenenamos las palmeras con insecticida imidacloprid, que pasa con el polen de la palmera y las abejas? La carraca comerá larvas envenenadas y su población se reducirá aún más, todo por dar dinero a los distribuidores de biocidas, que por supuesto no garantizan los tratamientos, (que no funcionan, claro).